EL HEAT DE MIAMI

Actualizado: jul 30

23 de julio de 2020

POR: CARLOS AYALA

EL TEXTO SE LEE COMPLETO

Campeonatos de la NBA: 3 (2006,2012,2013)

Títulos de Conferencia: 5 (2006,2011,2012,2013,2014)

Estadio: American Airlines Arena

Valor: 1,950 millones de dólares


TEMPORADA 2019-2020

Coach: Erik Spoelstra

Récord: 41-24


Calendario en Orlando

  • 1/8 vs Nuggets de Denver

  • 3/8 vs Raptors de Toronto

  • 4/8 vs Celtics de Boston

  • 6/8 vs Bucks de Milwaukee

  • 8/8 vs Suns de Phoenix

  • 10/8 vs Pacers de Indiana

  • 12/8 vs Thunder de Oklahoma City

  • 14/8 vs Pacers de Indiana

HISTORIA

Todo empieza a finales de los años 80, cuando el boom mediático que estaba teniendo la NBA llevó al Comisionado y su Staff a decidir expandir la liga y aumentar el número de equipos que formarían parte de ella. Así, en la temporada 1988/89 debutaron varias franquicias nuevas, entre ellas el Heat de Miami. Con una plantilla plagada de jóvenes e inexpertos jugadores, el Heat perdieron sus primeros 17 encuentros y terminaron el año 15-67. Sin embargo, eso les llevó a seleccionar a Glen Rice en el Draft del año siguiente.

Aún así, las siguientes temporadas no fueron mucho mejor, aunque en cada una mejoraron el balance de final de temporada respecto al año anterior, exceptuando el de la campaña 91/92, en la que realizaron una gran temporada regular y lograron colarse por primera vez en play-offs. Esta tendencia negativa se mantuvo hasta el curso 93/94, cuando finalmente consiguieron un récord positivo al final de la Regular Season (42-40) y participaron por segunda vez en la postemporada.

Pese a estas dos clasificaciones para play-offs no fue hasta el año 1995 cuando realmente Miami logró revertir la tendencia de equipo pobre. Dos nombres fueron claves, Mickey Arison y Pat Riley. El primero compró la franquicia y realizó varios cambios en el banquillo y la directiva para cambiar el rumbo de la franquicia. Una de esas incorporaciones fue Riley, que llegó como Presidente y entrenador a la ciudad de la noche. Realizó dos jugadas maestras durante la temporada 94/95 para traer a dos futuros Hall of Fame al equipo, Alonzo Mourning en un traspaso antes de comenzar el año y Tim Hardaway a mitad de temporada.

Con ellos en la pista y Riley en el banquillo el Heat volvió a los play-offs y llegaban más victorias que derrotas. No pudieron llegar a las Finales porque siempre se encontraban en su camino con los Bulls de Jordan, pero batieron a grandes equipos como los Knicks de Ewing. Aún así, estaban entre la élite de la liga. Eso significaba también mayor afluencia de público al pabellón, por lo que el Miami Arena se quedó pequeño y, en 1999, el Heat se trasladó a su actual pabellón, el American Airlines Arena.

En la temporada 00/01 la franquicia realizó buenos movimientos en verano para hacerse con una plantilla aspirante al títulol; eran los grandes favoritos. Sin embargo, Alonzo Mourning se lesionó antes de empezar el curso y fue baja todo el año, por lo que sus sueños se desvanecieron incluso antes de empezar a vivirlos. Al año siguiente el exceso de veteranía se hizo patente en el equipo, y no lograron alcanzar la postemporada por primera vez en 7 años.


Empezó la reconstrucción, y en 2003 llegó a la franquicia vía Draft el que ha sido el jugador emblema de este equipo, Dwyane Wade. Además, Riley decidió renunciar al puesto de entrenador para dedicar más tiempo a la dirección, y nombró a Stan Van Gundy como su sucesor. El joven procedente de Marquette, junto con otros hombres como Odom, Haslem y Alston lograron devolver la ilusión a la afición, metiéndose en play-offs e incluso superando la primera ronda de éstos. La campaña siguiente se hicieron con los servicios del pivot más dominante de la NBA, Shaquille O’Neal. “Zo” Mourning también se reincorporó tras una infortunada etapa en los Nets, y los de Miami volvían a aspirar a todo.

Aún así, no fue hasta 2006 cuando el equipo logró el primer trofeo Larry O’Brien ante los Mavericks. Para ello realizaron a principio de temporada un traspaso que involucró a 5 equipos y 13 jugadores; donde obtuvieron a Jason Williams, Antoine Walker y James Posey (dos titulares y un sexto hombre). Realizaron una temporada regular bastante mediana, lo que provocó que Pat Riley bajara de nuevo al banquillo para dirigir a «su» franquicia, lo que desembocó en unos play-offs casi impecables, sobre todo cuando jugando en casa. Wade, por su parte, dominó las Finales contra los Mavericks para remontar un 0-2 en contra. El resultado final fue de 4-2 y Wade se llevó el MVP al firmar 34,7 puntos por noche.


Sin embargo, los del Heat no pudieron seguir la inercia tomada con el título por culpa de las lesiones, y Shaquille O’Neal terminaría siendo traspasado a los Suns por un joven Shawn Marion. Una serie de malas decisiones hicieron que un equipo aspirante volviera a ser un equipo en reconstrucción, y solamente un D Wade en la plenitud de su carrera mantenía al equipo en una posición aceptable.

Lo único a destacar en este período de transición fue la renuncia de nuevo de Pat Riley como entrenador, con la consecuente llegada de Erik Spoelstra como Head Coach. “Coach Spo” llevaba 13 años trabajando para la franquicia, pero no fue hasta ese año 2008 cuando se le presentó la oportunidad de ser el primer entrenador.


Última década


Miami entró en la Agencia Libre de la NBA en 2010 con cerca de 45 millones dólares en el espacio del tope salarial, con la posibilidad de volver a firmar al agente libre Dwyane Wade, y añadir dos de los mejores jugadores de la NBA; LeBron James y Chris Bosh, llamándolos así el monstruo de tres cabezas ya que se esperaba una gran temporada para los del Heat.


Pese a la irregular campaña; Wade, James y Bosh fueron seleccionados para el All-Star Game del 2011, siendo la primera vez que la franquicia enviaba tres jugadores a un mismo Juego de las Estrellas. En las Finales de Conferencia vencieron a los Bulls de Derrick Rose por un 4-1, perdiendo solo el primer partido, y avanzando a las finales donde esperaban los Mavericks de Dallas de Dirk Nowitzki, emulando las finales de la temporada 2005-06, donde los Heat habían vencido a los Mavericks y habían conseguido el primer anillo de su historia. La final la perdieron después de ir 2-1 arriba en la serie, Dirk sería MVP de las finales, y se consumaba el primer fracaso de los tres reyes.

Para la siguiente temporada ajustaron en muchas zonas, y además mostraron un mejor nivel con la química. Ya no quedaban excusas para que Miami Heat fuera campeón de la NBA, liderados por LeBron James, Dwyane Wade y Chris Bosh y con un banquillo estupendo.

En las Finales de la NBA, se enfrentaban a unos jóvenes del Thunder de Oklahoma City, liderados por Kevin Durant y que llegaban por primera vez a unas finales. El Heat empezaron perdiendo el primer partido. Conforme avanzaban las finales, los de Miami se mostraron intratables, ganando por un global de 4-1 y con LeBron ganando el MVP. Los Heat ganaban el segundo anillo de su historia, y jugadores como LeBron o Bosh, el primero de su carrera.

La siguiente temporada llegaría el tercer y último anillo de la franquicia. En el séptimo partido de Miami le ganó a San Antonio con un LeBron James y Shane Battier terribles coronándose bicampeones de la NBA. LeBron James fue el MVP de las finales con medias de 25,3 puntos, 10,9 rebotes y 7 asistencias en esta última serie. La siguiente temporada perderían las finales con los Spurs en la revancha, ahora Kawhi Leonard fue el MVP de esas finales. Ahí comenzó en adelante la era post-LeBron.

Ya que LeBron fue a Cleveland en la agencia libre, Dwyane Wade se quedó una vez más como líder solitario de la franquicia, constantes lesiones de Chris Bosh lo fueron alejando de las canchas hasta aceptar su retiro forzado por las mismas. Hassan Whiteside fue uno de los destacados junto con el base esloveno, Goran Dragic, pero no era suficiente para el equipo, además que Wade tenía más años encima, e incluso probó un año en Chicago, y el siguiente estuvo unos meses con LeBron en Cavaliers, aunque ya no tenía la condición de antes, ahí empezó lo que a la temporada siguiente se le conoció como “el último baile”, su mejor jugador en la historia iba a jugar una última temporada en la que ganó todos los anillos que tiene la franquicia hasta hoy, una leyenda. Después del retiro llegó la incorporación del nuevo jugador franquicia, Jimmy Butler, y de ahí la superación de muchos jóvenes, incluso jugadores de rol bien complementados, hoy están peleando por sorprender en el este.


PRÓXIMA TEMPORADA

El equipo del sur de Florida vive una etapa muy buena, a pesar del reciente retiro de su máxima estrella en la historia, Dwyane Wade, están pasando por un momento de reconstrucción, todo alrededor del jugador franquicia Jimmy Butler, mismo que ha cumplido con su rol de líder, destacar el crecimiento de Bam Adebayo siendo el segundo all-star de Miami junto con Jimmy.

Un año con otra buena gestión de la gerencia con el Heat, jugadores que han salido sin tantos reflectores, tal el caso del base titular del equipo, Kendrick Nunn, debutando después de estar en la liga desarrollo, se ubica tercero en las votaciones por el novato del año según expertos de la NBA. Duncan Robinson metiendo todos los tiros desde el perímetro, rompiendo marcas de sus tiros a larga distancia, Tyler Herro otra joya que tiene el equipo, los jóvenes pueden dar el salto de calidad estos play-offs, y ni se diga en la siguiente temporada.

Andre Igoudala pone la experiencia en este equipo, así como Jae Crowder con un buen peso en el equipo, el primer mencionado está en duda de firmar una extensión, pero no precisamente por su decisión, Miami Heat tiene un plan de ser posiblemente el mejor equipo de la NBA. La mira puesta está en el agente libre y MVP de la competición, Giannis Antetokounmpo, jugador que puede firmar con el equipo de Erik Spoelstra, en un caso así dejarían libre a Andre. El futuro del equipo es muy prometedor.

Así llegue Giannis o no, el equipo vive un gran momeno, está muy bien complementado, todos ayudan a todos a ser mejores, Jimmy Butler ha sido un buen líder para este equipo que ha impresionado a más de uno, no piensan en nada más que dar la sorpresa en el este, y posiblemente tengan el equipo más interesante de cara al futuro en la conferencia este.


QUINTETO HISTÓRICO

  1. Dwyane Wade (escolta): Máximo anotador en la historia de esta franquicia. Protagonista de excitantes finales y guía de tres campeonatos mundiales. Ganador del “Jugador Más Valioso” en la final del 2006.

  2. Lebron James (alero): El mejor jugador en haberse puesto el uniforme de este equipo y probablemente entre los cinco más sobresalientes en toda la historia de la creación del deporte. Fuerza arrolladora del afamado conjunto conocido como “Los 3 Grandes” durante las temporadas 2011 al 2014, cuando fueron cuatro veces consecutivas a las finales y obtuvieron dos títulos

  3. Alonzo Mourning (alero): Probablemente el mejor jugador defensivo de esta organización

4. Chris Bosh (ala-pívot): Tercer miembro del team “Los 3 Grandes” junto a Wade y Lebron. Uno de los dos responsables en evitar que San Antonio eliminara a Miami en la serie del 2013. Retirado antes de tiempo por problemas de salud. . 5. Shaquille O’Neal (Pívot): Uno de los mejores centros de la trayectoria de la NBA y figura mundial. Pieza crucial en el equipo campeón del año 2006.

A BLOG BY P-DOG

contacto@pdog.com.mx

El mejor portal de deportes MX

México

© 2020 BY P-DOG SPORTS. PROUDLY CREATED BY DIGIEMPRENDEDORES