La debacle monumental; el día más triste de River

ESCRITO POR: FEDERICO CHÁVEZ

El texto se lee completo.

El descenso, la peor pesadilla para un club de fútbol en todo el mundo. Equipos históricos lo han sufrido; casos como el del Borussia Dortmund en Alemania, la Juventus de Turín en Italia, América de Cali en Colombia y muchos más pero un 26 de junio del 2011, el Club Atlético River Plate perdería la categoría por primera y única vez en su historia.

Todo comenzó en el Apertura 2008, bajo el mando de Diego Simeone, River firmó el peor torneo de su historia, quedando último lugar con solamente dos triunfos, seis empates y nueve derrotas, a pesar de que el Millonario había sido el campeón en el certamen anterior su presentación fue desastrosa, además cayó en los Cuartos de Final ante el Guadalajara en la Copa Sudamericana por global de 4-3.

Para el Clausura 2009, llegó Néstor Gorosito, en la Copa Libertadores quedó fuera en fase de grupos y esa sería la última hasta su retorno en 2015. El nivel futbolístico fue decayendo en cada partido del torneo, donde quedó octavo con 27 puntos; con siete victorias, seis empates y seis derrotas. En este certamen se dio el regreso de Marcelo Gallardo y las incorporaciones de Mariano Barbosa y Cristian Fabbiani.

En el Apertura 2009, ante la falta de alegrías se dio el regreso de Matías Almeyda y Ariel Ortega, pero el equipo no respondió. Gorosito fue cesado en la fecha 7 tras caer con el San Lorenzo de Almagro; además de la eliminación tempranera en la Sudamericana, Leonardo Astrada llegó en su lugar y mostró mejorías defensivas pero quedó en el puesto 14 con 21 puntos con cinco triunfos, seis empates y ocho derrotas.

Llegó el Torneo Clausura 2010, Daniel Passarella había sido elegido como presidente de River, la situación empezaba a notarse ya que las malas campañas dejaron al club muy mal posicionado en la tabla de descensos, además en 100 años de historia, ninguno de los dos clubes más grandes de la Argentina, River y Boca habían descendido jamás.

Rodrigo Rojas, Juan Manuel Díaz y Alexis Ferrero fueron las nuevas contrataciones para este campeonato. La mala racha de resultados hizo que Astrada renunciara como entrenador en la Fecha 14, relevado por Ángel Cappa, quien venía de hacer subcampeón a Huracán; tras su llegada el club hiló tres victorias consecutivas, pero en la última fecha cayó estrepitosamente 1-5 ante Tigre como local.

En aquel torneo, River quedó en el décimo tercer lugar, con 22 unidades y un promedio de 1.315 puntos, para el siguiente campeonato, la situación del club era muy difícil, ya que había quedado en zona de descenso directo y la situación obligó a contratar refuerzos, como, Mariano Pavone, Jonatan Maidana, Adalberto Román, Leandro Caruso y el arquero Juan Pablo Carrizo.

Para el Apertura 2010, el buen comienzo de River en las primeras 7 fechas daba motivos para respirar, pero la lesión de Almeyda afectó el rendimiento del equipo que volvió a los malos resultados, estos derivaron la salida de Cappa. Trayendo de forma interina a Juan José López, quien debutó con una victoria sobre Boca y quien logró meter al club en el cuarto puesto con 31 puntos con ocho triunfos, siete empates y cuatro derrotas.

El Clausura 2011 era vital para River, con el único objetivo de permanecer en Primera, Passarella ratificó a López como técnico y dada la situación económica, vendió a Ortega y trajo solamente a Fabián Bordagaray como único refuerzo previo al torneo más importante del club.

El buen andar en las primeras 9 fechas, donde además fue puntero del campeonato, empatando con Gimnasia y derrotando a Racing daban alientos de esperanza para el Millonario, sin embargo vendrían los puntos claves que terminaron por sentenciar el destino de River en aquel certamen.

Las derrotas por 2-0 ante All Boys y Boca Juniors, sumado al empate 1-1 ante San Lorenzo afectaron anímicamente al equipo, tanto que de los últimos 21 puntos en disputa, solo sumaron cuatro, dejándolo en la novena posición con 26 puntos y un promedio de 1.236, quedando a cuatro del último que se salvó, Tigre, además de perder 1-2 ante Lanús como local, lo condenó a jugar la promoción.

En partidos de ida y vuelta, River debía definir su suerte ante Belgrano de Córdoba, quienes quedaron cuartos en la B Nacional. La ida se jugó en el Estadio Julio César Villagra, donde el Pirata venció 2-0 a River, con goles de César Mansanelli de penalti al 25’ y César Pereyra al 49’. Juan José López fue criticado por disputar el partido con un plantel con muchos juveniles, dejando a los experimentados en la banca.

Para la vuelta en el Monumental, River necesitaba dos goles para mantener la categoría, a los tres minutos, al Pirata le anularon un gol por una falta sobre Carrizo, dos minutos después, Mariano Pavone descontaba para darle vida al Millo, pero todo se fue al traste al 61’ con la anotación de Farré, poniendo 3-1 el global. El propio Pavone pudo volver a poner en ventaja a River, pero más adelante falló un penal atajado por Olave con 20 minutos por jugar.

Las lágrimas, la impotencia y la incredulidad se apoderaron de los hinchas de River, quienes veían en el marco de los 110 años del club, lo que nadie creía que pasaría, el descenso a la B Nacional, después de 103 años en la Primera División, el peor momento en la historia del Club Atlético River Plate.

A BLOG BY P-DOG

contacto@pdog.com.mx

El mejor portal de deportes MX

México

© 2020 BY P-DOG SPORTS. PROUDLY CREATED BY DIGIEMPRENDEDORES